Blogs

Miembros: 0 member(s)

publicados ?

0

Clicks ?

0

Viral Lift ?

0%

User's Tags

Other Blogs

  • 27 May 2015
        Por: Nina  ¿Que si a las mujeres nos gusta el sexo anal?    Bueno, hay dos mil tabúes alrededor de éste, y al inicio hay temor, duda; más tarde viene el dolor; pero después es el placer más intenso que mujer alguna haya experimentado. Luego sucede como en el vaginal: uno va buscando sus propias formas para llegar al placer a través de esta práctica, con diversas posiciones, diversos juegos y maneras distintas de complacerse y complacer al otro. Y la respuesta es sí, pero depende cómo y con quién.  A mí en lo personal me fascina, me hace sentir salvaje y despierta en mí un lado verdaderamente kinky que en el coito tradicional ni siquiera asoma. Creo que pasa igual con todas las mujeres a las que nos gusta. Somos en cierta manera un poco más libres sexualmente hablando.    Despierta cierta contradicción femenina entre el sometimiento, la fragilidad, pero también el lado salvaje inherente a toda mujer. Claro, como todas mis congéneres que pueden identificarse en este espacio, he tenido experiencias desastrosas, pero también otras dignas de un premio a la mejor entrada por la puerta de atrás . Yo puedo decir que uno de mis orgasmos más intensos, lo he tenido a través del sexo anal, montada sobre el mientras mi clítoris rozaba su pubis y él tocaba a mi vagina. Esto no significa que aquellas mujeres que no lo tengan, no lo hayan tenido o no lo piensen tener nunca, no sean dueñas de una vida sexual placentera y feliz. Y son muy respetables las razones de cada uno y una para hacerlo o no. Pero cruzar esa barrera sicológica y física que va del sexo vaginal al anal (con apenas una delgada membrana de diferencia), es ya un gran salto en la vida sexual de una pareja.  Conforme más se lleva a la cama el sexo anal o griego (tengo que visitar Grecia un día de estos para comprobar el por qué de la fama), lo "sucio" de esta práctica tan vilipendiada va desapareciendo. Y a los hombres les encanta, claro está. Ni para qué dudarlo, sólo basta que lo prueben una vez para no quitarlo de su cabeza jamás. Ya se sabe que el esfínter estrecho y las cerraduras pequeñas son las predilectas de los varones. A ellos les encantará que a su chica le guste experimentar con estas diferentes formas de placer. Pero hay que hacerlo siempre porque se quiere y nunca por obligación.    Blanca, mi amiga cuya vida sexual es todo menos nívea, es una gran adicta a éste. Y me ha confesado que hoy prefiere el sexo anal al vaginal (cuando de tener sensaciones intensas se trata), y que sólo le gusta éste último para proveerse de un orgasmo más bien clitoridiano y para lubricarse un poco. Pero lo suyo, lo suyo, lo suyo... Su ciudad favorita es, definitivamente, Detroit.     Si de intensidad y wild sex se trata, ella siempre preferirá el sexo griego. En cambio, tengo otras amigas (la mayoría) que ni por error lo harían o han tenido experiencias realmente traumáticas con éste. Una tuvo que ir al terapeuta para quitar de su memoria el recuerdo de la única vez que sucedió. Miles de pesos le costó olvidar el numerito hasta que por lo ardiente de sus pláticas para el encargado de su salud mental, me imagino yo, terminó teniendo una relación amorosa y totalmente antiética con él. Tal vez él, tan acomedido, quiso quitarle el mal sabor de boca a la pobre de Constanza. Pero bueno, ésa es otra historia. Recientemente me enteré de que en Estados Unidos hay una moda entre los jóvenes que hoy utilizan unas pulseras de goma de colores (como las que se usaban en los años 80) para hacerle saber a los chicos, en una fiesta por ejemplo, cuál es el tipo de práctica sexual que prefieren. Les llaman "sex bracelets": azul (oral), blanco (beso francés), verde (cunnilingus), rojo (sin preservativo), fluorescente (sexo con juguetes), negra (sexo completo) y morado (anal). Así que si ven a una mujer con decenas de pulseritas de gel multicolores, no es que se haya quedado atrapada en los 80, sino que vaya por Dios, le gusta de todo. Y yo pensaré en comprarme muchas moradas. El caso es que siempre he pensado que las mujeres que han tenido malas experiencias con el sexo griego, es más bien porque lo han tenido con hombres poco conocedores y poseedores de poco tacto, que sumado al nerviosismo femenino y a la poca excitación, pueden hacer del sexo anal una experiencia verdaderamente terrorífica.  Ahí es donde entran todas las recomendaciones posibles. Porque sí, el sexo anal es placentero, provoca orgasmos todavía más intensos que los vaginales y además si se practica con seguridad y limpieza puede llegar a ser el favorito. Sólo que en el sexo anal, como en todo, hay que comenzar a caminar, antes de correr para que después no haya quien te aguante el paso porque, contrario a lo que pudiera pensarse, la experiencia anal no es tan dolorosa, si se practica correctamente.    Puedo decir también que si alguien ha tenido una mala experiencia alguna vez con el sexo griego, no quiere decir que siempre vaya a ser así. Tal vez influyeron muchas cosas: el momento, la excitación, el tiempo, el deseo o la falta de confianza. Por eso, insto a las mujeres del mundo a que no repriman ese deseo y prueben nuevamente o lo prueben por primera vez. A ellos les encantará, pero créanme, a ustedes mujeres más. Se trata de gozarlo y no de sufrirlo. Claro está, no es una práctica casual y hay que conocer perfectamente ala pareja para llevarla a cabo y lograr placer sin límites.    Recomendaciones para tener en cuenta: La seguridad es lo principal. El sexo anal deberá ser siempre con preservativo, debido a que el intercambio de fluidos también existe y es más posible que puedan ocurrir desgarres y pequeños sangrados que puedan contagiar de Enfermedades de Transmisión Sexual y sobre todo de VIH. Aunque con una pareja estable, y previos exámenes de salud, el sexo anal sin preservativo es siempre delicioso.    La estimulación es básica también. Una mujer nerviosa, poco excitada, en una situación de estrés, cerrará su esfínter al grado de que ni el aire pueda acceder a sus más oscuros secretos. Por eso hay hombres que son amantes de practicar el "rimming", "anilingus" o estimulación oral-anal (para llevar a cabo esta práctica hay que tener suma limpieza previa y usar una barrera de látex). También, la ayuda de los dedos en esta práctica será fundamental. Para ello puedes utilizar un dedal de látex y con suficiente lubricante en él comenzar a tocar la zona para que el esfínter muscular no ofrezca resistencia y se relaje.    Como es una zona con muchas terminales nerviosas el mínimo contacto dará sensaciones diferentes a la mujer, pero a diferencia de la vagina, esta zona no se lubrica por sí misma, por eso hay que utilizar suficiente lubricante (en las sex shops venden muchos que son especial para el sexo griego: más espesos y de mayor duración). La penetración deberá ser lenta al inicio, después de una suficiente estimulación anal y también vaginal y en un momento de alta excitación. Ella estará lista para eso, sin embargo, no esperamos que nos preguntes: Querida, te molestaría si... No, hay que comenzar a tocar y de acuerdo con las reacciones de ella, entonces sabrás si puede quererlo o no.  Suave y lento al inicio es la clave. Es en esta parte donde viene el primer dolor para ella, sin embargo, cuando el esfínter se dilata, al cabo de unos segundos, el dolor desaparece para dar lugar al placer y a las nuevas sensaciones. Si es muy doloroso para ella, entonces habrá que retirarse, lubricar o erotizar más. Si comienza a ser placentero (siempre estará acompañado de una pequeña dosis de dolor) entonces tal vez podrías comenzar a incrementar el ritmo y la rapidez. Y entonces pueden innovar con cuantas posiciones sexuales les apetezca. Una vez que se ha dilatado, todo será más fácil y menos doloroso. Incluso el sexo anal salvaje puede llegar a ser realmente excitante para una chica a quien de inicio le parecía doloroso. Pero esta pauta la dará ella. Es correcto que por ahí él pregunte si ella está bien, preguntándole de manera sexy y erótica, si lo que hace le gusta.  Otro punto importante es que nunca debe penetrarse la vagina luego del ano, debido a que puede haber riesgo de contaminar la vagina con flora bacteriana proveniente del recto. En este caso es mejor cambiar el preservativo o lavar el pene. Como en todo, también puede haber pequeños accidentes en esta práctica, y son muy comunes. Que ninguno de los dos se avergüence. Ya que esto está hecho para dejar salir y no para dejar entrar, por eso es natural, pero para evitarlo en la medida de lo posible lo mejor es hacerse un enema anal unas dos horas antes o lavar el área con agua caliente y un poco de jabón no irritante antes de iniciar el coito, esto porque además el agua tibia puede ayudar a que la zona se relaje. Sin embargo, con buena limpieza, seguridad y precaución el sexo anal puede ser una de las mejores experiencias para ella y una fantasía realmente húmeda y cumplida para él. Para mí es como una analogía con los actores de teatro o los músicos: tienes nervios y un poco de temor antes de salir a escena así lo hayas hecho cien veces, y siempre será doloroso al inicio, pero una vez que estás sobre las tablas lo disfrutas con enorme placer, no quieres salirte nunca de allí y quieres repetir una y otra y otra vez. Y a ustedes chicas: ¿les gusta el sexo anal? ¿Les crea conflicto? ¿Qué recomendaciones harían a los hombres para el juego previo? Y chicos: ¿Qué consejos le darían a otros hombres para practicarlo mejor?    
    16304 Posted by Jenny & Leo
  • 06 Jun 2015
      El concepto 'swinger' se basa en romper con la idea de la monogamia y abrir la relación hacia la posibilidad de tener relaciones sexuales con otras personas.   Su ideología radica en que una pareja puede disfrutar de la variedad sexual sin poner en riesgo el compromiso que se tienen mutuamente. Por supuesto, para comenzar algo así ambos deben estar 100% decididos y comprometidos para evitar problemas.   Existen varias formas de vivir la experiencia 'swinger'. Puede ser que dos parejas intercambien pareja, que asistan a un bar 'swinger' y cada quien elija una pareja diferente o que se vayan junto con otra pareja al mismo cuarto.   Sexo en la misma recámara: en ocasiones esta experiencia es meramente voyerista. Cada quien tiene sexo con su propia pareja y los otros dos disfrutan de ver el encuentro sexual. Por otro lado, en algunas ocasiones se intercambian las parejas y tú disfrutas de ver a tu pareja teniendo relaciones con alguien más.   Es muy común que si es la primera vez que se tiene una experiencia de este tipo la relación sexual no sea completa y sólo se realice sexo oral. Este tipo de 'swinger' se conoce como 'soft swap' pues es una iniciación suave y más fácil.   Las personas solteras también son bienvenidas en la comunidad 'swinger' ya que tienden a organizar eventos de sexo grupal, así como tríos.     Cómo iniciarte en el mundo 'swinger'   -La comunicación es base. Tu pareja debe saber cuáles son tus límites y con qué te sientes cómoda y con qué no. De igual forma él te debe decir lo que piensa.   -Nunca hagan nada si no están plenamente convencidos. Por ejemplo si tú no te sientes 100% cómoda de incluir una mujer más en la cama es preferible que no lo hagan pues ni disfrutarás de la experiencia y es muy probable que tengan problemas después.   -Sepan por qué lo hacen. ¿Es para enriquecer su vida sexual o para ocultar problemas más serios que tienen entre ustedes?   -No se vayan al primer bar o club 'swinger' que encuentren. Búsquen varios en línea y decidan cuál va más de acuerdo con sus intereses.   - Hablen con la pareja con la que se van a involucrar. Todos deben tener muy claro qué van a hacer y hasta dónde van a llegar. Asimismo deben estar de acuerdo sobre el tipo de pareja con la que se van a involucrar.   - Ten una palabra clave con tu pareja. Elijan una frase que no los delate pero que haga que el otro entienda que ya no se están sintiendo cómodos en la situación y es momento de terminar el encuentro.  - SIEMPRE usen condón.  - Controla tus celos. La primera vez que ves a tu pareja teniendo sexo con alguien más es probable que te sientas mal o incómoda. Lo mejor que puedes hacer es hablarlo contigo misma para ver si estás preparada para seguir con esta experiencia. De ser así nunca dejes de hablar de sus sentimientos con tu pareja para que lo superen juntos.  - Busquen una pareja más experimentada con la que se sientan cómodos para comenzar.  - Váyanse con calma, no quieran involucrarse en una sesión de sexo grupal la primera vez.   -Hazlo en tus cinco sentidos. Si sientes que debes estar borracha para atreverte es que en verdad no lo deseas.   -No es no. No permitas que nadie te presione para hacer algo que no quieres hacer. El objetivo es disfrutar, no volver a tu casa llena de arrepentimientos.  -Sé amigable. En un evento o bar swinger las personas van con la mentalidad abierta de experimentar, si no estás interesada dilo de la mejor manera posible.  -¡Diviértete! Si han decidido que lo van a hacer saquen los nervios por la ventana y déjense llevar por la experiencia. 
    6071 Posted by Jenny & Leo
  • 10 Jun 2015
    Infidelidad Consentida, ¿y eso con que se come? Una palabra que puede sonar un poco fuerte si no sabes lo que significa, por suerte, aquí tienes un artículo que te servirá como referencia de ¿que es? ¿como se practica? y ¿que esperar de este juego? Un amigo me realizó la pregunta al respecto, y quiero tratar de explicarlo de forma que todos quienes tengan duda sobre ello puedan aprender algo desde mi conocimiento y punto de vista de lo que significa esto.   Como dijo Jack el Destripador "vamos por partes", primero vamos a entender lo que significa cada palabra suelta.   Infidelidad;  La infidelidad se refiere, popularmente, a las relaciones amorosas, a corto o largo plazo, establecidas con personas distintas del vínculo oficial1 2 que a menudo se mantienen en secreto por considerarse como una amenaza a la institución familiar.3 Aunque de acuerdo con el DRAE el vocablo (proveniente del latín infidelĭtas, -ātis) denota el incumplimiento del compromiso de fidelidad o la falta de ésta.4 Por consiguiente, puede significar la carencia de lealtad o quebrantamiento de la misma hacia cualquier compromiso moral como la religión, la amistad, el matrimonio (situación que se conoce como adulterio) o cualquier otra relación amorosa o erótica.n 1   Diagrama de la infidelidad. El individuo en el centro mantiene por lo menos dos relaciones amorosas paralelas. Las líneas en verde en la parte superior representan dos relaciones “formales” u“oficiales”, cada una de las parejas en los extremos desconoce la existencia de la otra. Las línea punteada y en rojo en la parte inferior muestra una relación “no oficial”, en la cual se puede conocer la existencia de la otra persona involucrada. La infidelidad amorosa, acepción con la que frecuentemente se asocia el término, es descrita, grosso modo, como la falta al pacto normativo que limita el número de personas involucradas en una relación amorosa o erótica y, por tanto, la prohibición de mantener otras de forma paralela, sean ocasionales o continuas. De forma que, en las relaciones con tradición monogámica la inclusión de un tercero supone una violación del acuerdo, mientras que en relaciones poliamorosas se produce al involucrar a personas ajenas al círculo aceptado. Bajo esta definición, ser infiel es romper de forma consciente un acuerdo afectivo o sexual preestablecido para el tipo de relación escogida.5 Fuente; WIKIPEDIA Bien, ahora que conocemos la infidelidad, lo único que falta analizar es la palabra Consentida. Consentir; Permitir a una persona que haga una cosa o no oponerse a que la haga, especialmente por considerar que dicha acción es negativa. Sabemos entonces que la infidelidad consentida sería algo así como la falta al compromiso inicial a la poligamia y su consentimiento mutuo por parte de la pareja. Ahora vamos a la forma en que este tipo de juego se practica. La Infidelidad Consentida en la vida real. Jenny y yo, hemos jugado y tenido la oportunidad de disfrutar de algunas de las variantes de los juegos permitidos en la libertad sexual, entre ellos el maravilloso mundo de la infidelidad consentida, pero, ¿que es en realidad el practicarla? Bien, desde nuestro criterio, la infidelidad consentida se puede vivir desde la fantasía de disfrutar de otra piel, hasta consumar esa fantasía y llevarla a la realidad. Da igual si lo tuyo es fantasear con la vecina, con una compañera de trabajo, o si lo hacen en pareja y fantasean con meter una tercera o mas personas en su cama (intercambio, trío, gang bang) ya estan siendo INFIELES, lo que diferencia al infiel traidor del infiel amante es justamente el CONSENTIMIENTO, y es que cuando el juego es consensuado en pareja, son casi infinitas las posibilidades de conocer y disfrutar de otros cuerpos y otras aventuras, que limitarse es una locura. Nosotros hemos practicado infidelidad consentida desde el mismo momento en que por primera vez nuestras mentes empezaron a fantasear con la idea de dejarnos seducir por otros cuerpos ajenos a nuestro matrimonio, así como la noche en que nuestros cuerpos fueron abatidos en combate por aquella extraordinaria pareja que con mucho tino y destreza supo llevarnos hacia una excelente iniciación en este estilo de vida. Luego de ello, tambien hemos practicado infidelidad consentida cuando Jenny sale con uno que otro "amigo" y se deja llevar por las eróticas intenciones a solas, o cuando yo conozco a alguna bella dama que me abre sus puertas para disfrutar de sus placeres a puerta cerrada. Estos juegos, son peligrosos si la pareja no cuenta con la confianza, la seguridad y la comunicación necesaria en pareja, puesto que puede prestarse a gran cantidad de malos entendidos, entre ellos la idea de que puede romperse la relación, pensar que cuando no se está juntos el (o ella) puedan verse con el otro/a a escondidas y llevar a cabo un affair (romance) que pueda amenazar la estabilidad de la pareja, por ello y para nuestra seguridad y supervivencia a traves de los extensos campos de esta aventura, siempre nos contamos lo que hacemos y sabemos con altos grados de seguridad y confianza que lo que nos decimos es la verdad, (suelo decirle a la gente que me pregunta ¿porque somos swingers?), NUESTRA RELACIÓN ESTÁ BASADA EN LA CONFIANZA Y LA SEGURIDAD QUE NOS BRINDA LA COMUNICACIÓN, DE ESA FORMA PUEDO YO SABER QUE SI MI ESPOSA ME DICE QUE ESTÁ REUNIDA CON SUS AMIGAS EN UN BAR Y TOMANDO UNA COPA SIN HACER NADA, O SI ME DICE QUE ESTÁ EN UN MOTEL CON UN AMIGO QUE LE GUSTÓ, ESO ES EXACTAMENTE LO QUE ESTÁ HACIENDO Y NO TENGO PORQUE DUDAR NI PONERME CELOSO, PORQUE DE IGUAL FORMA, CUANDO DEBO DECIRLE LO QUE ESTOY HACIENDO, LO QUE VOY A HACER O LO QUE HICE, SIEMPRE SERÁ CON LA VERDAD, ESO NOS LIBRA DE UNA COSA QUE PENSAR DURANTE EL DÍA Y NOS PERMITE CONCENTRARNOS EN COSAS MAS IMPORTANTES COMO EL TRABAJO, LA FAMILIA, ETC.... Así que amigos, ya saben lo que es y lo que significa la famosa INFIDELIDAD CONSENTIDA, como siempre, este es mi punto de vista desde mi experiencia, y puede existir o no otras formas de verlo o explicarlo, sin embargo, con estas letras aportamos un poco de crecimiento intelectual al respecto de la libertad sexual, siempre estamos abiertos a nuevos puntos de vista, a debates, a entrevistas y encuentros. esperamos tus comentarios. Saludos LEO.
    4414 Posted by Jenny & Leo
  • 16 Jun 2015
      La bisexualidad dentro del ambiente swinger may3 Por Manuel Martínez Perdomo La bisexualidad, al igual que dentro del contexto social en general, puede adquirir múltiples formas en el escenario del ambiente liberal. Generalmente suele observarse más un contacto frecuente entre las mujeres (ya sea solteras o emparejadas) que frecuentan el mundo swinger, ya sea por iniciativa propia o curiosidad, o como un componente más del juego erótico que han acordado con su pareja masculina. En un estudio de O’Neill & O’Neill (1970) cuyos participantes se constituían principalmente de gente soltera que mantenía relaciones en grupo, se descubrió que alrededor de un 60% de las mujeres interactuaban sexualmente las unas con las otras, frente a solo un 12% de los hombres. Una investigación más grande por parte de Bartell (1970) con una muestra compuesta principalmente de gente casada que estaba involucrada en el ambiente liberal tuvo resultados aproximadamente paralelos, con Bartell descubriendo que las mujeres swinger se darían frecuentemente sexo oral alrededor de un 75% de las veces, mientras que para los hombres este comportamiento solo ocurría un 1% de las veces o menos. Fang (1976) concluyó que entre los swingers, la actividad sexual con el mismo género es particularmente extraña para los varones pero muy frecuente para las mujeres. Dixon (1984) reunió a una muestra de medio centenar de mujeres que hasta los últimos años de la treintena se habían identificado como heterosexuales y que habían mantenido relaciones sexuales con otras mujeres en el contexto del ambiente liberal; al finalizar este estudio longitudinal la proporción que fantaseaba acerca de otras mujeres durante la masturbación había aumentado de 4.5% al 61%, y todas las participantes del estudio se identificaban como bisexuales al termino del mismo frente a su anterior identidad como exclusivamente heterosexual. En un estudio de Joan y Dwight Dixon (2001) sobre las mujeres que realizan gangbangs (encuentros sexuales donde tienen contacto sexual con una multitud de compañeros pertenecientes al sexo opuesto) un 81% se definieron como bisexuales, y un 38% de sus parejas estables dijeron tener esta misma orientación sexual. Según su hipótesis, muchas mujeres comienzan teniendo sexo con otras mujeres a instancias de sus maridos o solo por mera sociabilidad o curiosidad, pero llegan realmente a experimentar una verdadera atracción hacia el propio sexo. En el estudio más reciente de Fernandes (2009), un 65% de las mujeres swingers se consideraban a sí mismas como bisexuales, frente a solo un 20% de los hombres dentro de la misma encuesta; en el mismo estudio al consultar los comportamientos habituales de los swingers en el dormitorio, un 51% de las mujeres encuestadas dijo tener regularmente relaciones sexuales con otras mujeres frente solo a un 8.1% de los hombres. La pregunta del estudio solo hacia referencia a las conductas habituales, es muy posible que la proporción sea mayor en las conductas de índole ocasional. Pero generalmente la actividad sexual entre mujeres ha predominado dentro del ambiente liberal en las ultimas décadas, lo que no quiere decir que no existan chicos liberales (ya sea solos o en pareja) que tengan también contacto sexual con otros chicos, pero se observan relativamente menos dentro del ambiente. No obstante, lo que preocupa un poco es una ligera hipocresía que se puede llegar a vislumbrar en las redes sociales y de contacto que usa buena parte de la población liberal, y es la de los chicos que mienten acerca de su orientación sexual. Todo el mundo diría que en la época en la que vivimos, en pleno S.XXI con todos sus avances en materia social (aunque obviamente con sus luces y sus sombras), esta particular especie iría desapareciendo poco a poco hasta convertirse tan solo en un recuerdo. Pero no, siguen aquí, y me atrevería a decir que son incluso más abundantes que nunca. Son chicos que aparentemente son heterosexuales … Ya no solo fuera de su vida virtual, sino también dentro de ella. Hombres que en el perfil de las redes sociales se identifican a si mismos como heterosexuales y que incluso en su listado de preferencias excluyen a otros chicos, decantándose más por mujeres, por parejas o por personas trans*. Pero al mismo tiempo envían mensajes a otros chicos solos o piden fotos de los genitales de otros chicos solos, mientras mantienen esta identidad aparentemente heteronormativa. Las razones para esta suerte de armarización de la bisexualidad masculina en las redes de contacto varían. Algunos la ocultan para tener un mayor acceso a los contactos con parejas compuestas de un hombre y una mujer (ya que hay parejas que rechazan a los chicos solos si estos son bisexuales), otros simplemente desean experimentar y la idea de hacerlo con un chico solo no entra para nada en conflicto con su identidad heterosexual. Otros hacen de esta ocultación un fetiche, o parte de un fetiche, ya que muchos usuarios (chicos gays o bisexuales, o parejas de toda composición) sienten verdadero morbo ante la perspectiva de que un chico aparentemente heterosexual quiera probar con ellos. El caso es que es un tipo de perfil bastante común, y si bien no puedo decir nada en contra acerca de ello ya que forma parte de la diversidad inherente al mundo swinger y ha de ser respetada como tal, como activista bisexual que uno es no deja de ser una fuente de honda preocupación al ser una permanencia en el armario considerada como aceptable. Las chicas con una orientación bisexual tienden a ser más sinceras y a tener menos restricciones con respecto a su verdadera orientación. No obstante, y a pesar de lo que se pudiera pensar, la muestra recogida por Fernandes (2009) desmiente que los hombres swingers prefieran los tríos de dos mujeres y un hombre a aquellos de dos hombres y una mujer; según parece el 55.7% de los varones encuestados dijo tener regularmente el segundo tipo de trío frente a un 42.2% que dijo tener regularmente el primero (en las mujeres, ambos tipos de trio eran prácticamente igual de frecuentes). Es decir, el hecho de que la mayoría de los swingers varones se identifiquen como heterosexuales no es necesariamente una indicación de que sientan incomodidad a la hora de hacer un trio entre dos hombres y una mujer, como demuestran una y otra vez encuestas en foros angloparlantes como SwingersBoard. Fuentes: Bartell, G. D. (1971). Group sex: A scientist’s eyewitness report on the American way of swinging. PH Wyden. Dixon, J. K. (1984). The commencement of bisexual activity in swinging married women over age thirty. Journal of Sex Research, 20(1), 71-90. O’Neill, G. C., & O’Neill, N. (1970). Patterns in group sexual activity. Journal of Sex Research, 6(2), 101-112. Fang, B. (1976). Swinging: in retrospect. Journal of Sex Research, 12(3), 220-237. Fernandes, E. M. (2009). The Swinging Paradigm: An Evaluation of the Marital and Sexual Satisfaction of Swingers. ProQuest. http://www.libidomag.com/nakedbrunch/archive/gangbang.html  http://www.swingersboard.com/ http://elprincipelila.com/2015/05/03/la-bisexualidad-dentro-del-ambiente-swinger/
    4357 Posted by Jenny & Leo
Interés General 791 views May 09, 2017
Manual de inicio y etiqueta Swinger

Hola amigos, sabemos que muchos de ustedes recién empiezan en este estilo de vida y no saben que hacer ni a donde ir.

Nosotros, con la misión de llevarles siempre la mejor forma de disfrutar de sus fantasías y ofrecerles un excelente e inolvidable inicio, traemos para ustedes un manual práctico y completo para que puedan tener un punto de partida, por supuesto, siempre estamos prestos a ofrecerles más información y claro, nuestros espacios creados especialmente para desarrollar este estilo de vida en ambientes seguros, discretos, cómodos pero sobre todo en donde prima el respeto y la consideración tanto para parejas, como para chicas solas y chicos solos. 

 

Empecemos detallando ¿qué es el swinger?

 

Swinger es una palabra inglesa que significa balanceo, libertad de movimiento, oscilación, y se conoce por este término a las parejas de esposos que deciden, por voluntad individual y conjunta, permitirse compartir su cuerpo con similares bajo criterios definidos internamente por la pareja.

 

Hasta hace un tiempo atrás, swinger era solo para parejas de esposos, pero a medida que se expande como estilo de vida, permite la intromisión de participantes solteros, como invitados al cumplir ciertas fantasías, y por lo tanto swinger no es exclusivo para parejas, hace tiempo dejo de serlo, para convertirse en un estilo de vida abierto, como lo son sus practicantes.

 

 

¿Quién puede ser swinger?

 

El swinger como estilo de vida, puede ser adoptado por todo el mundo sin censura alguna, es sorprendente saber que Políticos, Actores y Actrices, Cantantes, Estudiantes universitarios, Amas de casa, Gerentes de empresas etc… Forman la larga lista de personas que practican este estilo de vida.

 

 

¿El swinger tiene otras variantes?

 

El swinger, como estilo de vida, abarca una serie de variantes, de las cuales puedes disfrutar si lo acuerdan con tu pareja, sin olvidar que deben estar seguros y en pleno conocimiento de lo que se hará. (ya crearemos un manual con las variantes swinger)

 

 

Aspectos a tomar en cuenta.

 

Obtener un contacto swinger, puede ser cuestión de horas, días, meses y en algunos casos, años, esto va a variar en función de la predisposición de la pareja a disfrutar de estos nuevos horizontes, de su habilidad para socializar, de su conocimiento acerca del tema, de su círculo social swinger y del grado de participación.

 

Recuerda que Swinger es un juguete erótico, ayuda a elevar el nivel de placer, pero es solo un condimento, jamás pierdas la noción de tu relación como pareja ni la importancia de tu matrimonio y el respeto al mismo, ¿no dejarias tu matrimonio por un juguete sexual verdad?

 

¿Cómo le propongo a mi pareja esto?

 

Proponer el estilo de vida swinger, no siempre es cómodo, y más aún si no hay confianza y buena comunicación en pareja, parte de ahí el principio de que el swinger es SOLO PARA PAREJAS QUE SE ENCUENTRAN ESTABLES Y CON UN ALTO GRADO DE SATISFACCIÓN.

 

El swinger es como una medicina de profundizaciónuna pareja con problemas o crisis matrimoniales como falta de comunicación, falta de confianza por engaños o celos etc… frente a una pareja rica en comunicación, confianza y estabilidad emocional, solo profundizaran esos sentimientos y serán empujados a gran velocidad en la misma dirección que su relación tiene al optar por este estilo de vida, por ende, la primera desembocara en una ruptura o separación, por lo tanto tristeza, sufrimiento, culpa, arrepentimiento y en el segundo caso a satisfacción, alegría, mejores relaciones sexuales, mayor deseo, mayor confianza y aumento en su desempeño sexual.

 

Por lo tanto proponerlo será una opción que se debe aplicar solo si estamos seguros que nuestro matrimonio se encuentra en el mejor trayecto, en su mejor momento, o en su defecto, siempre fue bueno.

 

Inicia con una conversación normal y sencilla, no proponiendo que ustedes como pareja sean swinger, sino trayendo el tema a colación como una anécdota de un amigo, o como la inquietud que dejó un reportaje en televisión o radio, quizá como un artículo que leíste en internet o algo así como “desperté esta mañana soñando que estabas con otro hombre, y fue excitante”

 

Proponer este estilo de vida, debe ser como vender un producto, debes hacerlo de forma que sea convincente para nuestro cliente, convencido de que es bueno para él, no para nosotros, recuerda el principio básico de las ventas, "A NADIE LE GUSTA QUE LE VENDAN, PERO A TODOS NOS GUSTA COMPRAR"

 

Una forma de despertar el interés es proponiéndole disfrutar de un trio, haciéndole entender que lo que queremos es su disfrute y cumplir sus fantasías, y que en realidad es el principio del swinger como estilo de vida, el disfrute de nuestra pareja como propio.

 

 

Conseguí que se interese, ¿ahora qué hago?

 

Mantener el interés, puede ser una tarea fácil si se empieza a fantasear en el momento del contacto íntimo, dándole la oportunidad a tu pareja de que ella imagine otros escenarios y otras personas libremente.

 

Cabe recalcar que nuestra libertad se obtiene cuando logramos liberar a quienes nosotros tenemos sometidos.

 

Darle libertad a tu pareja, te dará a su tiempo, tu libertad como co-efecto bilateral.

 

Una vez obtenido el interés permanente, el siguiente paso es la búsqueda de información.

 

¿Qué tipo de información? La única información que no podrías encontrar en internet, información acerca de ustedes.

 

Es importante que en esta etapa encuentren las cosas que no se habían dicho aun, conocer sus fantasías es importante, pues muchas parejas tienden a buscar complacer sus propios deseos sin buscar los de su otra mitad, y convierten su relación en una lucha contra el otro y trastabillando en el intento de sumergirse en este estilo de vida.

 

También debes preocuparte por conocer su sensualidad y la tuya, buscando saber que es lo mejor para los dos, solo de esta forma puedes garantizar que lo que buscarán será lo correcto.

 

Una vez que conoces los deseos, fantasías y lo que desean encontrar, busca un servicio, como INSTINTO SWINGER (www.instintoswinger.com), donde puedas conocer y contactar con personas reales y similares.

 

Hay miles de personas que tienen las mismas inquietudes y fantasías que tú, solo es cuestión de estar en el lugar correcto.

 

 

¿Cómo estaré seguro de quien estoy contactando?

 

No existe una fórmula mágica para encontrar la pareja perfecta para iniciar en el swinger, así como no existe la fórmula para saber quién será nuestra media naranja, este proceso se describe de la misma forma en que describes la búsqueda de un noviazgo.

 

  • Primero crea un entorno social, las redes sociales gratuitas están llenas de perfiles de parejas, hombres y mujeres con criterio liberal, debes acceder a ellos y empezar una relación de amistad como lo harías cuando buscas un noviazgo.

 

Eso sí, ten mucho cuidado, las redes sociales te garantizan una gran cantidad de perfiles, pero así mismo tienen un gran riesgo, pues al ser de acceso libre y descontrolado, cualquiera puede crear un perfil y poner datos no reales, así como fotos y estados, atrayendo gente con fines como:

 

-Robo de identidad

-Robo de fotografías

-Intenciones sexuales

 

Se conocen sobre mucho casos, donde una pareja asiste a una cita con otra pareja, y se presenta únicamente el hombre con las clásicas excusas de “mi esposa está enferma, se fue de viaje, no pudo venir” etc… así como perfiles de mujeres solas que no son más que un hombre detrás de ese perfil, buscando coleccionar fotos.

 

  • También puedes asistir a clubes o bares swinger, puedes unirte a nuestras fiestas si estás en la ciudad de Quito (www.instintoswinger.com/FIESTACLUB).

 

Asistir a un sitio te permitirá conocer parejas, pero te encontraras con diversidad de asistentes, pudiendo cumplir todos o ninguno tus requisitos o expectativas.

 

Igual, ten mucha precaución con los sitios a los que asistes, la mayoría de lugares en Ecuador, son sitios improvisados, en pocas palabras, una trampa para atraer una pareja a sitios donde no respetaran tu derecho a NO participar y a solo conocer, donde no se mantiene un correcto cuidado del aseo, y no te ofrecen seguridades ni comodidades, donde organizador/es, administrador/es o propietario/s querrán participar o te obligaran a participar aprovechando tu falta de conocimiento.

 

Instinto Swinger realiza eventos, precautelando cumplir con los requisitos óptimos para un buen desempeño de sus participantes, brindando la posibilidad de solo ver y conocer sin obligarte a nada que no deseen.

 

Así mismo, buscamos avalar sitios que cumplan con estos requisitos para ofrecerte un servicio de alta calidad y satisfacción.

 

  • Poner anuncios en internet, registrar perfiles, ¿qué información debo poner?

 

Siempre la verdad, aunque un poco maquillada.

 

Con esta frase nos referimos a que su perfil debe reflejarlos a ustedes, sin entregar sus datos sensibles.

 

Procura describir que es lo que están buscando, define con detalles que desean y coloca la edad real de ustedes.

 

  • Escoge un Nick, generalmente en el estilo de vida swinger, todos nos conocemos por nuestros nicks, o nombres de espectáculo, esto con el fin de mantener cierta privacidad y discreción de nuestra verdadera identidad, en algunos casos se usan el segundo nombre, o una contracción de su nombre, ejemplo; Angie y Danny.

 

Un Nick sugestivo o de pareja hará que tengan más opciones, no tiene la misma acogida un perfil con el nombre de Andrés aunque sean pareja, que un perfil con el nombre Andrés y Diana.

 

  • Ubica una fotografía, una fotografía incrementara exponencialmente las visitas y solicitudes a su perfil, no necesariamente necesitas ubicar fotos “en acción”, basta con mantener cierto erotismo para no caer en lo vulgar, es más atractiva una foto que te invita a fantasear que hay detrás de la ropa, y no una en donde se muestra ya todo.

 

No entregues fotografías sin saber quién está del otro lado, pues estas son usadas por los coleccionistas para publicarlas en otros sitios, difamando y permitiendo que se difame a los propietarios de dichas fotos.

 

 

Parece que encontré la pareja o persona adecuada para nuestra fantasía, ¿qué sigue?

 

  • Concreta una cita.

 

Procura que sea en un lugar neutral, no un motel, no domicilios, no lugares peligrosos, si es solo para conocer, puedes ir a un café o bar tranquilo donde poderse conocer, y donde podrán decir “no gracias” si las cosas no salen como planeamos, o pueden usar como punto de encuentro el FIESTA CLUB, donde si no hay química o gusto, siempre pueden disfrutar de la fiesta y conocer más gente.

 

  • Crea señas que te permitan saber "qué hacer en caso de", para de esa forma no estar con secretos al oído, que incomodan a los presentes.

 

Las señas suelen ser del tipo, sigamos, vámonos de aquí, un ejemplo de ello puede ser; están en la cita con la pareja acordada, a tu esposa le agradan y para hacértelo saber, ella pide una copa más, si por el contrario ella dice, voy a llamar a ver cómo están las cosas en casa, significaría que no fueron de su agrado y la cita se acabó.

 

Luego de este contacto, dependiendo como fue, pueden volver a llamar o seguir conversando, eso sí, es muy importante saber decir que NO, como swingers, aceptamos la realidad y sabemos que podemos ser atractivos para unos y no para otros, sabemos muy bien que cuando nos dicen no gracias, no hay para que seguir, siempre recordando que la amistad continua, pues siempre es bueno contar con amigos que hablan nuestro mismo idioma.

  

Todo salió bien, hubo química, ¿ahora qué hacemos?

 

Si todo ha ido por buen camino, quizá dentro de la primera cita, o en la segunda o tercera, cuando acuerden ir al siguiente punto, sexo, recuerden siempre que un NO es un NO, y esto vale para todo el tiempo, puesto que en el trayecto puede que hayan cosas a las que negarse, un ejemplo de ello es en la mujeres el sexo anal, puesto que quizá en pareja lo practiquen pero no necesariamente se practicaría con extraños, o por lo menos no en la primera cita.

 

En Instinto Swinger, contamos con un espacio íntimo donde podrás asistir en parejas, y no tendrás que preocuparte por el clásico entrar escondidos, alquilar dos habitaciones y a escondidas pasarse a una, insistir la voluntad de los guardias o ser sacados del motel porque se dieron cuenta que no están solo dos.

 

Procura no llevar desconocidos a tu casa, siempre cuida tu morada y evita sorpresas en lo posterior, a excepción de que exista confianza, evita al máximo los encuentros en tu domicilio, precautela tu seguridad.

 

Recuerda ser claro en los acuerdos, jamás esta de más dejar de última hora las cosas claras, como por ejemplo, si se llevara a cabo en una misma habitación, o en habitaciones separadas, uso de preservativo masculino, femenino (no se recomienda el no uso del mismo), tipos de contacto sexual hetero, bi, etc…

 

 

¿Cómo hacemos que suceda?

 

Normalmente las parejas suelen hacer juegos para llegar al sexo, pero a veces por cuestiones de tiempo, esta práctica parece una utopía más que una realidad.

 

Podrías empezar el intercambio desde el inicio, esto quiere decir, que apenas crucemos las puertas del hotel o motel, pasamos a ser de la otra persona, esto con la intención de optimizar el tiempo y de romper tensiones de inicio.

 

Esta práctica permite que desde el inicio las cosas fluyan rápido, ejemplo;

 

Entran al motel los 4, entonces empezar a conversar un poco y tomar algunos tragos, luego de un tiempo, invitar a que pase tu pareja con la otra persona a la ducha y ustedes se queden en el jacuzzi, o en la cama, o viceversa, esto dará privacidad para poderse acoplar a la nueva pareja, y al cabo de un tiempo unirse los 4 en la cama, ya con más confianza a consumar la fantasía.

 

 

¿No tengo pareja, como hago para participar?

 

Para muchos swinger, este estilo de vida es algo más que el contacto físico, es algo casi filosófico. El compartir a la pareja es una cuerda con dos extremos y las personas solas tienden a ser un poco egoístas y más dispuestas a recibir que a dar, sin que esto sea una norma general.

 

Muchas veces los solteros tienden a presionar las situaciones (“A lo que venimos ¿no?”) o a cortejar descaradamente a la dama (y en ocasiones las chicas al caballero) sin tener en cuenta los sentimientos de su pareja. Muchos varones tienen fantasías de ver a sus esposas hacer el amor con otros hombres, pero en ello va una mezcla de excitación y de celos.

Si eres soltero y quieres proponerte como opción para estos tríos, debes tener en mente que eres un invitado y que debes respetar las normas de tus anfitriones, cualquiera que éstas sean. Es la única manera en que no sólo podrás disfrutar, sino que al proporcionar placer a los demás, acabarás por ser invitado a más experiencias de este tipo.

Cada vez es más frecuente que más mujeres -casadas y solteras- tengan inquietudes bisexuales, lo cual abre también otra vía altamente estimulante para encuentros satisfactorios para todos. Una vez más, una actitud abierta, honesta y franca, allana todos los caminos.

Participar es relativamente fácil, todo dependerá de tu educación y cultura, así como el respeto que muestres ante las parejas.

Generalmente buscamos que nuestro acompañante sepa al pie de la letra lo que debe hacer y cómo debe comportarse.

 

 

Tengo pareja, pero no tiene interés en esto ¿puedo hacerlo por mi cuenta?

 

En principio eso es un engaño, y no estamos a favor de ello… partiendo de ahí es un mal inicio, porque si practicas swinger estarás con otras parejas, tu pareja no lo sabrá y si lo descubre tendrás problemas, tu matrimonio se romperá y terminara un capítulo de tu vida que con esfuerzo pudiste escribir

 

Tiempo echado a la basura, sentimientos lastimados, culpa, desconfianza y toda una avalancha de cosas más, daños colaterales para ser más específicos.

 

No inicies solo, tomate tu tiempo para hablar con tu pareja, esto requiere de la paciencia de un árbol de olivo, y si definitivamente no acepta o no le agrada, déjalo ahí, no insistas, es más importante tu compromiso y tu hogar que las sensaciones pasajeras que aquí puedes encontrar

 

 

¿Importa el aspecto físico?

 

No estaría mal, por cuestiones de salud personal y autoestima, mantengas buena figura, pero no permitas que esos kilitos de más te detengan en la exploración de su sensualidad. No es improbable que encuentres parejas o personas solteras más que dispuestas a pasar un buen rato con ustedes sin que las “llantitas” ajenas les estorben, aunque sí debemos decirte que los matrimonios delgados y bien proporcionados son los más solicitados

 

El físico es medianamente importante en esto, el tipo de contacto que obtengas se verá afectado en virtud del físico que tengas.

 

En un hombre solo es una sencilla formula, tú sumado a la cantidad de hombres solos en su cantidad de físicos disponibles, dividido para las pocas parejas que aceptan un hombre solo, menos las parejas que buscan alguien de buena figura, menos las parejas que buscan algo en especial (como la dotación, color de cabello, ojos, piel, etc…) y dividido para la cantidad de hombres que cumplen esos requisitos.

 

En una mujer es tanto más fácil, puesto que por lo general las mujeres son más aceptadas y además es difícil conocer mujeres dispuestas a compartir en esta travesía.

 

Sin embargo, cabe recalcar que los “singles” (termino para describir a hombres y mujeres solas en el swinger) tienen una mayor tasa de éxito en base a sus cualidades físicas, es decir, tendrán más acogida y más opciones quienes tienen cierto cuidado físico

 

 

¿Entonces el respeto, la cordialidad y los valores intelectuales quedan borrados frente al fisico?

 

La personalidad de un swinger, es solo una parte de lo que debes tener, en efecto, tus oportunidades incrementan en función de que tan culto, educado y respetuoso seas, pero no por ser educado, culto y respetuoso tienes asegurada tu participación.

 

Debe ser un todo para obtener la oportunidad, cada cosa aporta un porcentaje, y se sobreentiende, que es una suma de varias aptitudes entre físicas e intelectuales.

 

Ejemplo, si yo te digo que la zanahoria tiene vitamina A que es buena para mantener la vista óptima, no por eso te digo que es la única que tiene vitamina A ni tampoco que solo con zanahoria podrás vivir, necesitas del aporte proporcional de nutrientes que cada cosa aporta para tu sistema, así funciona esto…

 

Yo no soy quien dice que por tu físico serás o no aceptado, no buscamos atletas, pero tampoco me gustaría un luchador de sumo.

 

Un cuerpo no atlético, no esbelto, quizá con libritas de mas pero no con exceso, tiene oportunidades, si a este se suman las aptitudes intelectuales del respeto, la consideración, las buenas costumbres, un amplio conocimiento del tema y mucho carisma, te darán mas puntos a favor, la falta de estas cosas, solo te aleja de las oportunidades.

 

 

¿Qué hay sobre las enfermedades de transmisión sexual?

 

El estilo de vida swinger, es practicado comúnmente por personas de alto nivel educativo promedio, lo cual hace que sus integrantes, en su mayoría, sean responsables y mantengan cuidados sexuales aptos para un desempeño saludable.

 

Sin embargo esto no es garantía de nada, todos tenemos el mismo grado de probabilidades, puesto que no es más sana una persona liberal frente a una persona conservadora, si tomamos en cuenta que muchos conservadores practican infidelidad, muchas veces en sexo pagado, sin conocimiento de su pareja, lo cual nos hace susceptibles si no tomamos las medidas correctas.

 

LOS PROFILÁCTICOS, BUENA HIGIENE Y CONTROL DE SALUD SON RESPONSABILIDAD INDIVIDUAL OBLIGATORIA.

 

 

¿Qué otras opciones existen aparte del contacto por Internet?

 

Hay clubes para swingers -ya cubrimos esto más arriba- así como anuncios de personas que han encontrado un modo de vida en organizar fiestas o reuniones swingers, lo cual estaría muy bien si no fuera porque dejan sin atender muchas cosas importantes, y una de ellas es el escaso compromiso que obtienes de los administradores o anfitriones en esos lugares que por su misma condición, no ofrecen nada sino solo una reunión y "lo que salga y como se venga". Y otro detalle más: van muchos solteros curiosos y morbosos simplemente a ver qué pescan…si esa es la preferencia tuya y de tu pareja, bueno, ya sabes a lo que te atienes…pero si eso no es así y eres como muchos de nosotros y prefieres llevar este estilo de vida de manera discreta y privada, entonces quizás no sean estos sitios adecuados para ti y tu pareja.

 

 

¿Qué otro tipo de riesgos puede haber por este tipo de contactos?

 

El primero y más usual -aparte obviamente de las enfermedades venéreas- es “el CHISME”, personas no honestas o mal intencionadas y que suelen abundar equivalen a escribir un número de teléfono en la pared de un baño público.

 

Hay personas que, por ejemplo, solo por morbo o curiosidad hacen cita con la pareja de incautos tan sólo para no llegar a la cita o aún peor, llegar maliciosamente escondidos para ver quién o cómo se ve la pareja engañada.

 

Hay también personas que se proponen como pareja swinger pero en el momento de la cita resulta que, “mágicamente”, la esposa no pudo llegar o no tuvo con quién dejar a los niños. Y también existen los conspiradores, swinger solteros de ambos sexos que se hacen pasar como pareja o matrimonio para engatusar a los novatos.

Por ello, insistimos, es conveniente reunirse en un lugar público sin compromiso formal para nadie y platicar, platicar mucho; de ese modo, cualquier sospecha puede ser desechada…o confirmada.

 

Y por último, están los bromistas

 

Por ello, recomendamos que tu primera réplica sea exploratoria hasta que certifiques que la otra persona es real y no un “fraude”. PIENSA MUCHO ANTES DE DAR TU TELÉFONO O DIRECCIÓN DE TU CASA.

 

Manual de etiqueta swinger

 

1 - Como en todas las actividades swingers, lo principal es no utilizar un encuentro para convencer a la pareja. En particular en un grupo de sexo, esto sería contraproducente y alteraría a los demás participantes. El grupo es para parejas convencidas de su deseo de practicar el swinger.

 

2 – Si todo está conversado y somos invitados como espectadores con opción a participar en un grupo, debemos siempre no interferir ni pretender que el ritmo del grupo se amolde a nuestras necesidades.

 

3 - Si estamos observando sin participar y sentimos el deseo de tocar a alguien, tengamos en cuenta que esa actitud también nos incorpora al juego y otros pueden querer tocarnos; es decir, ya dejamos de ser espectadores.

 

4 – En un grupo puede ser aceptado que la mujer de la pareja se incorpore sola al juego sexual y su pareja sólo mire, pero es dudoso que se vea bien esa actitud en el hombre.

 

5 – Seleccionar en un grupo es posible, pero no es prudente pretender separar a la pareja elegida del grupo. Esa actitud indica cierta inmadurez para el sexo grupal.

 

6 – El rechazo a otros participantes que no son de nuestro gusto en un medio donde la desnudez y la genitalidad es plena, es complejo. Pero hay señales que indican a los demás que no estamos dispuestos al intercambio, sin que ellos sientan esa sensación: un gesto delicado, una caricia y la toma de distancia son suficientes para marcar los límites, o en su defecto, un NO directo.

 

7 – Nunca debemos llegar a una reunión, mirar a los participantes e irnos de inmediato si no son de nuestro gusto. Las normas de respeto indican que podemos departir y conocer más a los presentes y retirarnos luego, cuando lo genital comienza a manifestarse. Las excusas sobran y son comprendidas por el grupo.

 

8 – No llegues a una casa con las manos vacías. Si bebes, lleva tu bebida. Si te da hambre el sexo, lleva tu comida. Si no bebes ni comes, igual aporta algo a la reunión.

 

9 – El dueño de casa impone las normas en cuanto a ruidos y lugares donde se puede estar y compartir. Respétalo. Es su casa, su intimidad.

 

10 – Nunca te retires sin ayudar a ordenar. Cuida dónde dejas tus cositas en desuso; el que gentilmente cedió su casa para que disfrutes no tiene que recoger tus desperdicios.

 

11 – Nunca llegues con parejas que no fueron invitadas a una reunión sin antes informarle al organizador; es su derecho la selección de los participantes. Y mucho menos lo intentes si los acompañantes son personas solas.

 

12 – Si hay un malentendido con tu pareja y no puede esperar para ser discutido, retírate del lugar. Tus problemas no deben ser transferidos a los demás.

 

13 – Retirarse antes de una reunión invitando a algunos de los participantes a acompañarlos, es una actitud imperdonable porque segrega a los demás participantes y ofende al dueño de casa que nos dio un lugar en su reunión junto a sus amigos.

 

14 – No intentes ingresar a un grupo con una pareja ocasional, esto puede molestar a otras parejas. Los swingers comparten a quienes aman y piden lo mismo a los demás. Para hacerlo debes antes explicar tu situación, permitiendo que el organizador la considere.

 

15 – Si recoges datos o teléfonos de las parejas presentes que más te gustan, no lo hagas frente a los demás: los que no son requeridos pueden sentirse mal.

 

16 – Nunca reveles a otras parejas la dirección u otros datos de los lugares donde se realizan las reuniones. Lo sabrán cuando sean invitadas.

 

17 - Lleven con ustedes una buena provisión de profilácticos. Los demás serán reticentes a compartir ese indispensable elemento con los otros.

 

18 – Si desisten a último momento de participar de una reunión donde confirmaron su presencia, avisen a la persona que organiza: otra pareja puede tomar su lugar.

 

19 – La higiene y la presencia son tu carta de triunfo.

 

20 - Recuerda que vas a una reunión en busca de sexo rápido, no en busca de amor ni de tu media naranja, es terrible meter los sentimientos en un juego donde todo es meramente carnal y amistoso.

 

Seguramente a los más experimentados se les ocurrirán otras consideraciones a tomar en cuenta, pero con las mencionadas por lo menos no caeremos en situaciones desagradables. El sexo en grupo es una actividad fuertemente placentera y diferente a cualquier experiencia sexual clásica. Saber si nos gusta o no, sólo es posible realizando una experiencia, buscando las condiciones que más se nos ajusten a nuestras características. Pero en este tipo de prácticas no existe lo ideal… al fin y al cabo, es un grupo.

 

 

¿Cuál es el secreto para llevar una vida swinger exitosa?

 

¡Comunícate! Habla con tu pareja, habla con otros swingers y sé tan atento y cortés con tu esposa como lo debes ser con la otra pareja.

Según estudios recientes llevados a cabo en la Universidad de California (USC), el 85% de las parejas swingers entrevistadas refirieron haber mejorado de una forma notable su relación de pareja después de iniciarse en este estilo de vida, tanto en lo sexual como en lo afectivo; sus relaciones sexuales de pareja, aun después de años de casados, tienen una frecuencia de cuatro veces por semana, muy superior al promedio en los Estados Unidos y muchos describen su relación personal como más cálida e íntima, al haberse convertido en “cómplices” además de esposos. Y es natural, porque si una pareja puede discutir abiertamente su vida sexual, es lógico que puedan discutir -y solucionar- cualquier otro problema de la vida cotidiana en común. Pero es importante poner énfasis en lo siguiente: Si una pareja tiene ya problemas graves, el swingear no es la solución. El estilo de vida swinger es para parejas que se aman, que se aceptan como son y que tienen consideración del uno por el otro, como ya lo habíamos dicho más arriba.

 

 

 

esperamos estos consejos sirvan para un inicio y desarrollo saludable de sus fantasías.

 

Esperamos sus comentarios.

 

Y que sus fantasías se hagan realidad.



Comentarios

s